Carmen Batiz sale de Nuestra Belleza Latina con las manos llenas



La exreina de belleza Carmen Batiz no se coronó en su participación en “Nuestra Belleza Latina”, pero ya tiene algunas propuestas de trabajo en Miami y en la isla como ella esperaba lograrlo. Aparte mantiene una tienda en línea de bisutería con su hija Paula, de 29 años, y el gemólogo David Cruz que abrirá en dicimbre.

Asimismo, Carmen estará a partir del domingo 17 de noviembre compartiendo la antesala de “Nuestra Belleza Latina” con Yizette Cifredo y José Santana  a las 7:00 p.m. por Univisión Puerto Rico.

Aparte de la exposición que he tenido en Univisión, tengo ofertas. Estoy de vuelta, de tener una plataforma, de volver a estar frente a las cámaras, eso es algo que uno trae consigo. La televisión es un buen lugar para posicionarme y tocar el tema del empresarismo para la mujer, y de una vez dejar tantos señalamientos de que las mujeres son viejas o gordas. Ya basta de eso”, comentó la también locutora radial de 53 años de edad.

¿Por qué te sacaron de la competencia? Preguntamos.

Me he hecho esa pregunta muchas veces. Creo que fue un error mío al decir lo que siempre pensé, que este no es un concurso de simpatía. Ahí se va a trabajar mínimo 15 horas a 20 horas diarias. No se duerme y yo dejé mucho por acá, a mi familia, mi trabajo, me fui apostándolo todo”.

La guapa boricua niega que haya tenido problemas con las otras participantes.

“Sí había dinámica, me reía con ellas a carcajadas, y la pasé espectacular. Nunca tuve ni un sí ni un no con mis compañeras. Tal es así que cuando me sacan del programa, la venezolana Migbelis Castellanos comentó que cuando supo que yo estaba en la competencia pensó que le iba a ganar porque me admiraba. Pero que se quitó el papel de fan.  Se entendía que la única competencia ahí era yo. Si no es por lo que se presentó de mi carácter yo tenía muchas posibilidades de ganarle a la que fuera a ganar, tenía todo para llegar a la noche final. La gente en las redes sociales, en Instagram, no dejaba de apoyarme”.

Carmen no volvería a competir en NBL pero sí lo recomendaría.

Se aprende mucho. Podría ser una de las mejores escuelas para cualquiera que le apasione esta industria, pero es bien difícil allá adentro. Se enseña disciplina, dicción, pasarela, baile, compromiso, puntualidad. No volvería a otro reality tendría que ser algo espectacular… porquelas cincuentonas están de moda”.

Para que de alguna manera sus compañeras y el público entendieran por qué tiene un carácter fuerte, la modelo reveló cómo perdió contacto con su hijo Ian Navarrete Batiz, a quien no vio por tres años. 

“Dile a la gente que Ian y yo estamos en romance nuevamente. Yo soy su mamá y él es mi hijo. Ahora estamos como debimos haber estado siempre, juntos como madre e hijo”.



Source link